fbpx Temas de la AIF-17 | Reposición de recursos AIF17 | Financiamiento | Asociación Internacional de Fomento (AIF) - Banco Mundial

Temas de la AIF-17

Los cuatro temas de la decimoséptima reposición de los recursos de la Asociación Internacional de Fomento (AIF-17) —cambio climático, género, Estados frágiles y afectados por conflictos, y crecimiento inclusivo— amplían la capacidad de la AIF para brindar a sus países clientes financiamiento y servicios de conocimientos con efectos catalizadores.

  • El crecimiento inclusivo exige mantener el impulso del crecimiento en los países prestatarios de la AIF y a la vez garantizar que las oportunidades y los beneficios que dicho crecimiento genera se distribuyan ampliamente entre toda la población, incluidos los grupos más pobres y desfavorecidos. En la AIF-17 se presta especial atención a tres vías importantes para el crecimiento inclusivo: 1) creación de empleo, 2) inclusión financiera, y 3) riqueza en recursos naturales.
  • Género. Si bien los países prestatarios de la AIF han logrado avances respecto de la igualdad de género (por ejemplo, han ampliado la matriculación de las niñas en las escuelas), es necesario intensificar los esfuerzos, en particular para reducir la mortalidad materna e impulsar el empoderamiento económico de la mujer. A partir de los progresos logrados durante la AIF-16, los gerentes establecerán metas más ambiciosas respecto de la integración de las cuestiones de género en la labor de la AIF, tanto en el nivel nacional y regional como institucional, con especial énfasis en los sectores económicos que han quedado rezagados a pesar de que revisten particular importancia para el empoderamiento económico de la mujer.
  • Cambio climático. Los países prestatarios de la AIF necesitan con urgencia y demandan de manera creciente que se reduzca la vulnerabilidad de las personas, de sus activos y medios de subsistencia ante los riesgos climáticos. En los próximos 10 años, los países prestatarios de la AIF tendrán la oportunidad de generar un desarrollo plenamente resiliente ante los riesgos del cambio climático y los peligros naturales. Se estima que las medidas destinadas a incrementar la resiliencia de las inversiones en los países de la AIF provocarán un aumento de los costos del desarrollo que oscilará entre el 25 % y el 30 %, con los incrementos más significativos en África al sur del Sahara y los pequeños Estados insulares. También será necesario fortalecer la capacidad institucional, en especial en los países prestatarios de la AIF de ingreso bajo, con el fin de hacer frente a los desafíos que plantea el cambio climático. En este contexto, en la AIF-17 se busca consolidar la gestión de riesgos climáticos y de desastres en las estrategias y los programas nacionales, además de mejorar el seguimiento de los recursos de la AIF destinados a la mitigación y adaptación al cambio climático y la presentación de los informes correspondientes.
  • Estados frágiles y afectados por conflictos. En los últimos años, la AIF ha mejorado significativamente su apoyo operacional y financiero a los Estados frágiles y afectados por conflictos. En la AIF-17 se incluyen políticas operacionales más flexibles para estos países, incentivos para que el personal calificado elija trabajar en esos Estados, mayor colaboración con la Corporación Financiera Internacional (IFC) y el Organismo Multilateral de Garantía de Inversiones (MIGA), y la reestructuración del marco de asignación de la AIF con el fin de responder más adecuadamente a las nuevas oportunidades.

    Los cuatro temas de la decimoséptima reposición de los recursos de la Asociación Internacional de Fomento (AIF-17) —cambio climático, género, Estados frágiles y afectados por conflictos, y crecimiento inclusivo— amplían la capacidad de la AIF para brindar a sus países clientes financiamiento y servicios de conocimientos con efectos catalizadores.

  • El crecimiento inclusivo exige mantener el impulso del crecimiento en los países prestatarios de la AIF y a la vez garantizar que las oportunidades y los beneficios que dicho crecimiento genera se distribuyan ampliamente entre toda la población, incluidos los grupos más pobres y desfavorecidos. En la AIF-17 se presta especial atención a tres vías importantes para el crecimiento inclusivo: 1) creación de empleo, 2) inclusión financiera, y 3) riqueza en recursos naturales.

  • Género. Si bien los países prestatarios de la AIF han logrado avances respecto de la igualdad de género (por ejemplo, han ampliado la matriculación de las niñas en las escuelas), es necesario intensificar los esfuerzos, en particular para reducir la mortalidad materna e impulsar el empoderamiento económico de la mujer. A partir de los progresos logrados durante la AIF-16, los gerentes establecerán metas más ambiciosas respecto de la integración de las cuestiones de género en la labor de la AIF, tanto en el nivel nacional y regional como institucional, con especial énfasis en los sectores económicos que han quedado rezagados a pesar de que revisten particular importancia para el empoderamiento económico de la mujer.
  • Cambio climático. Los países prestatarios de la AIF necesitan con urgencia y demandan de manera creciente que se reduzca la vulnerabilidad de las personas, de sus activos y medios de subsistencia ante los riesgos climáticos. En los próximos 10 años, los países prestatarios de la AIF tendrán la oportunidad de generar un desarrollo plenamente resiliente ante los riesgos del cambio climático y los peligros naturales. Se estima que las medidas destinadas a incrementar la resiliencia de las inversiones en los países de la AIF provocarán un aumento de los costos del desarrollo que oscilará entre el 25 % y el 30 %, con los incrementos más significativos en África al sur del Sahara y los pequeños Estados insulares. También será necesario fortalecer la capacidad institucional, en especial en los países prestatarios de la AIF de ingreso bajo, con el fin de hacer frente a los desafíos que plantea el cambio climático. En este contexto, en la AIF-17 se busca consolidar la gestión de riesgos climáticos y de desastres en las estrategias y los programas nacionales, además de mejorar el seguimiento de los recursos de la AIF destinados a la mitigación y adaptación al cambio climático y la presentación de los informes correspondientes.
  • Estados frágiles y afectados por conflictos. En los últimos años, la AIF ha mejorado significativamente su apoyo operacional y financiero a los Estados frágiles y afectados por conflictos. En la AIF-17 se incluyen políticas operacionales más flexibles para estos países, incentivos para que el personal calificado elija trabajar en esos Estados, mayor colaboración con la Corporación Financiera Internacional (IFC) y el Organismo Multilateral de Garantía de Inversiones (MIGA), y la reestructuración del marco de asignación de la AIF con el fin de responder más adecuadamente a las nuevas oportunidades.

    Los cuatro temas de la decimoséptima reposición de los recursos de la Asociación Internacional de Fomento (AIF-17) —cambio climático, género, Estados frágiles y afectados por conflictos, y crecimiento inclusivo— amplían la capacidad de la AIF para brindar a sus países clientes financiamiento y servicios de conocimientos con efectos catalizadores.

  • El crecimiento inclusivo exige mantener el impulso del crecimiento en los países prestatarios de la AIF y a la vez garantizar que las oportunidades y los beneficios que dicho crecimiento genera se distribuyan ampliamente entre toda la población, incluidos los grupos más pobres y desfavorecidos. En la AIF-17 se presta especial atención a tres vías importantes para el crecimiento inclusivo: 1) creación de empleo, 2) inclusión financiera, y 3) riqueza en recursos naturales.
  • Género. Si bien los países prestatarios de la AIF han logrado avances respecto de la igualdad de género (por ejemplo, han ampliado la matriculación de las niñas en las escuelas), es necesario intensificar los esfuerzos, en particular para reducir la mortalidad materna e impulsar el empoderamiento económico de la mujer. A partir de los progresos logrados durante la AIF-16, los gerentes establecerán metas más ambiciosas respecto de la integración de las cuestiones de género en la labor de la AIF, tanto en el nivel nacional y regional como institucional, con especial énfasis en los sectores económicos que han quedado rezagados a pesar de que revisten particular importancia para el empoderamiento económico de la mujer.
  • Cambio climático. Los países prestatarios de la AIF necesitan con urgencia y demandan de manera creciente que se reduzca la vulnerabilidad de las personas, de sus activos y medios de subsistencia ante los riesgos climáticos. En los próximos 10 años, los países prestatarios de la AIF tendrán la oportunidad de generar un desarrollo plenamente resiliente ante los riesgos del cambio climático y los peligros naturales. Se estima que las medidas destinadas a incrementar la resiliencia de las inversiones en los países de la AIF provocarán un aumento de los costos del desarrollo que oscilará entre el 25 % y el 30 %, con los incrementos más significativos en África al sur del Sahara y los pequeños Estados insulares. También será necesario fortalecer la capacidad institucional, en especial en los países prestatarios de la AIF de ingreso bajo, con el fin de hacer frente a los desafíos que plantea el cambio climático. En este contexto, en la AIF-17 se busca consolidar la gestión de riesgos climáticos y de desastres en las estrategias y los programas nacionales, además de mejorar el seguimiento de los recursos de la AIF destinados a la mitigación y adaptación al cambio climático y la presentación de los informes correspondientes.
  • Estados frágiles y afectados por conflictos. En los últimos años, la AIF ha mejorado significativamente su apoyo operacional y financiero a los Estados frágiles y afectados por conflictos. En la AIF-17 se incluyen políticas operacionales más flexibles para estos países, incentivos para que el personal calificado elija trabajar en esos Estados, mayor colaboración con la Corporación Financiera Internacional (IFC) y el Organismo Multilateral de Garantía de Inversiones (MIGA), y la reestructuración del marco de asignación de la AIF con el fin de responder más adecuadamente a las nuevas oportunidades.